«No ha habido ninguna investigación por crímenes de lesa humanidad»


Karim Khan, fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI), rechazó los argumentos que presentó el Gobierno de Nicolás Maduro ante la Sala de Cuestiones Preliminares para detener las investigaciones por crímenes de lesa humanidad en Venezuela.

El documento, donde Khan expone punto por punto los motivos para seguir con el caso, consta de 22 páginas y fue publicado el pasado 30 de marzo.

Allí se lee: «La totalidad de las investigaciones y procedimientos nacionales presentados por el Gobierno de Venezuela no reflejan suficientemente la investigación prevista por la Corte porque no ha habido ninguna investigación de crímenes de lesa humanidad. Las investigaciones se centran exclusivamente en oficiales de bajo rango y aparentemente perpetradores físicos, y los crímenes se enmarcaron en términos de ‘casos aislados’ sin ninguna investigación sobre patrones más amplios de conducta o política subyacente».

Esto fue lo que desmintió la CPI

El Gobierno de Maduro presentó varios argumentos el pasado 28 de febrero, entre ellos destacó lo siguiente:

1. Que la privación ilegal de libertad se trató de «periodos transitorios breves en el marco de las manifestaciones».

2. Que los abusos y torturas no ocurrieron en contexto de custodia y control.

3. En el documento que entregaron, el chavismo señala que los casos de abuso sexual son investigados en Venezuela como delitos de trato cruel.

4. El Gobierno de Maduro indicó que existe «incertidumbre» sobre el delito de persecución porque la ley venezolana no lo contempla y por eso no ha investigado.

5. El chavismo aseguró que los delitos no son lo suficientemente graves para que la CPI los investigue.

Así desmontó Khan cada argumento del régimen:

Sobre el punto uno, que habla sobre la privación de libertad, el fiscal de la CPI dijo que la Corte de La Haya ha dicho que «la brevedad de la detención por sí solo no puede ser presentado como un argumento para negar la gravedad de la privación de libertad física». Además resalta que el Estatuto no exige que el encarcelamiento sea por un periodo prolongado de tiempo.

Con relación a las torturas bajo custodia, Karim Khan dijo que si bien se necesita que la víctima esté en control del perpetrador, estos hechos también pueden ocurrir fuera de los centros de detención. Al respecto detalla: «Este delito tiene una tipificación más amplia que la permitida por el Gobierno de Venezuela y su aplicación depende de los hechos de cada caso. Además, el Gobierno de Venezuela no toma en cuenta que este delito también puede ser cometido por personas o grupos privados, como los colectivos».

Ante los casos de violencia sexual, el fiscal explicó: «Los delitos de «trato cruel», o de tortura u otros actos inhumanos considerados crímenes de lesa humanidad, tienen elementos constitutivos diferentes de los delitos de violación o de otras formas de violencia sexual, y prevén intereses y daños protegidos diferentes»

«Una investigación o condena por los delitos anteriores puede no abordar necesariamente todos los mismos hechos ni reflejar el daño distinguible sufrido por una víctima del delito de violación u otras formas de violencia sexual», resaltó.

¿Y la persecución política?

Aunque el Gobierno de Maduro habló de «incertidumbre», Khan negó esa posición al decir que la persecución se reconoce como crimen de lesa humanidadbajo el derecho consuetudinario desde 1945, cuando fue incluido en los Estatutos del Tribunal Militar Internacional y del Tribunal Militar Internacional para el Lejano Oriente, que la Asamblea General de las Naciones Unidas consideró por unanimidad que reflejaban los principios generales del derecho internacional.

Los delitos sí son graves y Maduro lo sabe

El fiscal lo expresó sin tapujos: «Son [delitos] de suficiente gravedad para justificar una acción adicional por parte de la Corte, a la luz de consideraciones tanto cuantitativas como cualitativas, incluida la escala, la naturaleza, la forma de comisión y el impacto de los crímenes».

Khan recordó: «Las víctimas fueron sometidas a actos de violencia que incluyeron palizas, asfixia, casi ahogamiento y descargas eléctricas que resultaron en graves daños a su bienestar mental y físico».

En el documento, el fiscal anexó pruebas de lo que dice y los comunicados que se han enviado al Gobierno de Nicolás Maduro. Usted puede leerlo aquí: https://www.icc-cpi.int/sites/default/files/CourtRecords/0902ebd1804146b4.pdf



Source link