«Mar de sangre»: un nuevo tiburón al acecho


Mucho antes de la llegada de los avanzados efectos computarizados del cine y de las largas sagas de superhéroes, existe una generación marcada por los saltos en la butaca, los gritos y las cotufas cayendo al piso de la sala gracias al susto que causaba el acecho en la gran pantalla de “Tiburón”, filme del genio de Hollywood Steven Spielberg, creado a partir de una estructura mecánica. En 1976, este experimento de Spielberg se llevó a casa tres premios Oscar: Mejor Sonido, Mejor Edición y Mejor Banda Sonora (con los famosos acordes que nos indicaban que la bestia estaba cerca de los bañistas de la playa de turno).

La película se convirtió en una saga cuyas partes posteriores fueron abucheadas por la crítica, pero también tuvieron un público que generó una cuantiosa cifra de taquilla. Así, el asunto llegó hasta la parte 4 sin la brillantez de Spielberg, pero con el mismo interés de la audiencia. No gratuitamente en Imdb.com existen más de 50 títulos relacionados con la palabra “jaws” (en español, mandíbulas) y, al menos, más de 30, con la palabra “shark” (en español, tiburón). ¿Qué hace a estas producciones distinguirse del montón? La experticia y visión de sus realizadores. Y todo eso lo tiene “Shark Bait”, titulada en nuestra cartelera “Mar de sangre”.

tiburón

“Mar de sangre” parte de la misma premisa de diversión y placer para sus protagonistas en las primeras secuencias de la película: un grupo de jóvenes en una playa paradisíaca, en este caso en México, con pieles bronceadas, en plan de conquista y al ritmo de la música que suena de fondo. Este ambiente sibarita comienza a romperse cuando cuatro de ellos, Nat (Holly Earl), Tom (Jack Trueman), Milly (Catherine Hannay), y Tyler (Malachi Pullar-Latchman) deciden “tomar prestadas” dos motos acuáticas y comenzar a practicar peligrosos retos mar adentro. Un accidente termina con la travesura y ahora los cuatro deben encontrar la manera de regresar con vida. Pero no están solos, los tiburones acechan.

Detrás y delante de cámaras

El director estadounidense James Nunn pone en práctica su experticia en el género acción y lo combina con el terror que no se vale de leyendas y monstruos, sino el que se basa en un animal marino que existe y que causa un miedo real en quien lo ve venir (así sea a través de la gran pantalla).

tiburón

Nunn pertenece a un mundo de realizadores de cortometrajes alabados en circuitos independientes (como se reseña en el diario La Razón, de España). En cuanto al autor, Nick Saltrese, ha estado en la lista de los “50 mejores guionistas” del prestigioso medio británico Prolific North, y con una respetada trayectoria en la tv del Reino Unido. Del elenco destacan la también inglesa Holly Earl, quien en 2017 prestó su voz para la cinta nominada al Oscar “Loving Vincent”. Por su parte, Malachi Pullar-Latchman, de ascendencia africana y en el rol de Tyler, ha incursionado también en la dirección con filmes como el cortometraje “Yo”, que, en 2021, formó parte de la selección oficial de festivales de renombre como el Flicker’s Rhode Island International Film Festival, entre otros.

“Mar de sangre” se estrena el próximo jueves 5 de enero de 2023 en todas las salas de cine del país, gracias a Mundo De Película.



Source link